Reporte Méndigo
Las noticias más chingonas de la web

Calderón demanda a AMLO por bullying tras llamarlo «Comandante Borolas»

Aseguró que volvió a caer en el alcoholismo debido a la tristeza.

Cantina ‘Mi Lupita’.- Después de protagonizar un cómico episodio luego de que el presidente López Obrador lo llamara públicamente ‘Comandante Borolas, el ex mandatario y catador de mezcales profesional, Felipe Calderón, anunció que esta mañana levantó una demanda en contra del tabasqueño por bullying y acoso, tras recibir dicho mote.

El ex panista afirmó que luego de que el presidente hiciera dichas declaraciones, en redes sociales no dejaron de lloverle memes, burlas, comentarios y hasta videos comparándolo con el cómico Joaquín García Vargas, lo cuál, dijo, lo afectó tanto personal como profesionalmente, porque ahora ya nadie se lo tomará en serio como antes.

«Ya que mi partido estaba a nada de repuntar para convertirse en la primer fuerza política del país, sale con su tontería de ‘Comandante Borolas’ y pus muchos me empezaron a tomar a juego y me hicieron bullying por todos lados. Hasta en la cantin… digo, el grupo de literatura al que asisto comenzaron a reírse de mi«, lamentó Calderón, mientras le daba un sorbito a su mezcal.

En dicha demanda, exige que el presidente le pida una disculpa pública por arruinar su vida social, lo indemnicen con $150 mil pesos semanales de por vida y que Morena sea sustituido por México Libre, para perfilarse como el principal partido político del país.

«Yo no pido mucho, nomás lo justo. Desde que le gané las elecciones y después de que vio que me rifé como presidente, siempre me ha tenido envidia. Esa vez que usé el trajecito militar, pus no había de mi talla, porque estoy chaparrito. En cualquier escuela ya hubieran mandado a llamar a sus papás por andarme diciendo así, pero ya vimos de qué lado trabaja la impunidad«, agregó.

De acuerdo a declaraciones de su esposa, Margarita Zavala, Calderón no habría querido salir de su cuarto durante toda la tarde de ayer y por la mañana de hoy, debido a que se sintió minimizado y con miedo de que lo siguieran llamando «Comandante Borolas«.

Incluso reveló que tuvo que cancelar su plática de esta tarde en Alcohólicos Anónimos, debido a que por la depresión, habría ingerido enormes cantidades de Bacardi.

Pese a que la demanda fue levantada desde temprana hora, un juez cívico de la Ciudad de México decidió descartarla apenas a los 20 minutos de haberla recibido, bajo el argumento de que no podía acusar al presidente López Obrador de bullying porque en efecto, Felipe Calderón si se parece mucho al Comandante Borolas.

«En ningún momento dijo una mentira. Es como si alguien dijera que el cielo es azul, es lo mismo; puritita coherencia«, concluyó el juez.

Comentarios del feisbuk:

También podría gustarte
Contenido protegido por la abuelita de Batman. ¡Retrocede, becario!