Reporte Méndigo
Las noticias más chingonas de la web

Lágrimas de derechairos inundan la construcción del NAICM en Texcoco

Si continúan llorando, podrían inundar otras obras, como el Tren Maya o las instalaciones de la GN.

Lago de Texcoco.- Las desafortunadas decisiones que el presidente Andrés Manuel López Obrador ha tomado para destruir al país, han provocado que la más grande oposición nunca antes vista en México provocara que la construcción del difunto NAICM de Texcoco se inundara, debido a la enorme cantidad de lágrimas derramadas en el desértico lugar.

Y es que desde la noche de ayer, cientos de derechairos, fifís y apartidistas que no pertenecen a ningún partido pero están preocupados por el rumbo el país, se congregaron alrededor de las instalaciones del Nuevo Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (NAICM) para protestar contra el gobierno opresor y demandar que se continúe con esta obra que colocaría a México como un país del primer mundo.

Las lágrimas que los asistentes derramaron al ver que su movimiento Anti AMLO nomás no levanta, lograron cubrir las obras hasta metro y medio, mismas que en menos de una hora ya habían dañado la estructura que se encontraba en obra negra y algunas columnas comenzaron a desmoronarse.

Sin embargo, pese a que los mismos derechairos son conscientes de que fueron sus propias lágrimas las que provocaron este incidente, no dudaron en echarle la culpa a López Obrador, asegurando que había sido el mismo presidente quien mandó a inundar las obras del NAICM para evitar que exista la posibilidad de continuar su construcción y que el aeropuerto de Santa Lucía sea el que se lleve a cabo.

«Fue él, yo vi cómo llegó con cubetas llenas de agua y comenzó a derramarlas en las obras del aeropuerto. Luego comenzó a hacer un ritual pagano para que lloviera, lo que logró haciendo que se inundara todavía más. Todo para que los chairos le aplaudan y que se termine construyendo su corrupta obra de Santa Lucía«, espetó entre lágrimas Doña Cleme, quien se siente fifí porque tiene un puesto de chicharrones preparados.

Expertos afirmaron que si continúan llorando como lo han hecho estos meses, la oposición podría provocar una tragedia natural equiparable a la de un tsunami o al de una gorda cayéndose por un tobogán de Oaxtepec.

«Queremos pedirles que dejen de chillar por todo. Si siguen así pronto no sólo serán las obras del NAICM, sino todo el país. Estamos consientes que debe ser doloroso mirar noticias sobre AMLO todo el día, pero serénense, nosotros qué culpa tenemos«, explicó el catedrático en geología de la UNAM; Ernesto Guevara.

Hasta el momento, el nivel de líquido lagrimal continúa creciendo, ya que los derechairos no han parado de llorar prácticamente desde que inició este sexenio, por lo que se teme que las inundaciones alcancen otras obras importantes, como el Tren Maya o las instalaciones de la Guardia Nacional.

Comentarios del feisbuk:

También podría gustarte
Contenido protegido por la abuelita de Batman. ¡Retrocede, becario!