Revelan que Betty de Toy Story se habría sometido a una cirugía estética de glúteos

Afirma que su cuerpo es natural gracias al ejercicio y a la dieta a base de chía.

Toy Kardashian.- La cuarta y (ojalá ahora si) última entrega de Toy Story nos dejó muchas sorpresas. Por un lado nos enteramos que la basura tmabién tiene sentimientos o que cuando estás bien enculado con tu morrita, se te hace fácil dejar a todos tus valedores y a tu familia para convertirte en indigente.

Sin embargo, lo que más sorprendió a los fanáticos fue el aspecto de las pastorcita de porcelana, Betty (o por su nombre artístico: Be Boop), quien evidentemente tenía atributos físicos mucho más pronunciados, que no se vieron en las dos primeras entregas de Toy Story, debido en parte a su vestido pomposo de quinceañera de pueblo.

Los primeros rumores apuntaban a que la delicada muñeca siempre habría estado así, pero que su antiguo vestuario no le favorecía en absoluto. No obstante, estudios realizados por la UVM revelaron que la pastorcita si habría cambiado físicamente y no había sido producto de la animación actual.

Invetigadores especializados del Reporte Méndigo logró tener acceso a documentos que demostraron cómo se habría sometido hasta a 1 cirugías estéticas para cambiar su aspecto, entre las que destacaron el aumento de glúteos con silicona, blefaroplastia para levantarse los párpados y rinoplastía blefaroplastia para tener la nariz de puerquito.

En dicha película se puede ver cómo en una primera instancia, al momento de separarse por primera vez, el protagonista Woody decide no ir tras de ella y quedarse con Andy, su niño, evidentemente porque su amor todavía no estaba tan chida.

Todo esto cambió radicalmente en esta última película, cuando el vaquero nada perdido luego y luego se va con ella, sin chistar ni nada, porque ya la vio muy cambiada.

«Yo jamás me he hecho anda, todo lo que tengo es natural, gracias a mis rutinas de ejercicio y a mi dieta a base de chía. No es mi culpa que algunas envidiosas como la Jessy o la víbora de la Señora Cara de Papa estén ardidas porque Woody me eligió a mi«, espetó quien originalmente fuera conocida como Beatriz, antes de cambiarse el nombre por uno más artístico.

Aunque estas escenas ayudaron a que se despertara el libido de muchos otakus y frikis, muchas asociaciones de padres persignados que le tienen miedo a los colores del arcoiris, exigieron a Pixar retirarle el contrato a Betty, pues afirman que es un mal ejemplo para las niñas.

Por el contrario, algunos populares negocios de teibol dance, como «Mi Lupita» y el «Bate que bate» ya se comunicaron con su representante para analizar la posibilidad de trabajar juntos en un show para adultos.

Actualmente, Betty es fanática de Jenny Rivera, el feminismo y el mezcal, además que afirma estar contenta con su nueva vida de haraganería. Durante los años siguientes a que desapareciera de Toy Story 2, intentó emprender una carrera como candidata del PRI sin éxito, ahsat que se terminó todo su dinero.

Comentarios del feisbuk:
Contenido protegido por la abuelita de Batman. ¡Retrocede, becario!